el fútbol, detrás del baloncesto

          Entre el verano de 2006 y el de 2008, los futboleros españoles sufrieron un cierto complejo de inferioridad frente al baloncesto. En el verano de 2006, los Gasol, Navarro, Calderón, Garbajosa, Reyes, Jiménez, Rudy, Sergio, Mumbrú, Berni y Cabezas dieron a España su primer oro en un Campeonato del Mundo de Baloncesto. España contó sus partidos por victorias, diez de diez, y se impuso en la final por un ¡70-47! a una exhausta Grecia que venía de tumbar en la otra semifinal a la enésima secuela del Dream team con un enloquecido 101-95. Pau Gasol fue nombrado entonces MVP del torneo, aunque no jugó la final por lesión.
          La prensa española se rindió ante el éxito de los exjuniors de oro, y la comparación del fútbol con el hermano menor fue inevitable. Después de dejar en la cuneta a los sobrevivientes del gran baloncesto soviético y yugoslavo, Lituania y Serbia, en los cruces, y en vísperas de la semifinal entre España y Argentina en Japón, Iker Casillas reconocía que sentía envidia por los éxitos de nuestro baloncesto, impensables en aquel entonces para el fútbol. Después de plantarse en la final de baloncesto, fue el propio seleccionador de fútbol, Luis Aragonés, quien tuvo que rendir cuentas por la odiosa comparación. “No siento envidia del baloncesto, es que son muy buenos”, decía Aragonés. “Lo que pasa en un deporte o en otro no tiene nada que ver”. Y como consuelo, decía: “Nosotros somos la séptima selección del Mundo también por algo”. Pero lo cierto es que solo faltaba el fútbol. El waterpolo, el fútbol sala, el balonmano, el hockey y, desde entonces, el baloncesto, habían logrado ya grandes títulos internacionales.
          El fútbol se sacudió por fin el complejo dos años más tarde: el 22 de junio de 2008, en el estadio Ernst Happel de Viena, España pudo por fin con la frontera invisible de los cuartos de final, imponiéndose a Italia –quien lo iba a decir– en la tanda de penalties. Una semana más tarde, en el mismo lugar, España se proclamó campeona de Europa por primera vez en 44 años, al ganar a Alemania con el gol de Torres. David Villa, que no pudo jugar la final por lesión, se hizo con el trofeo al mejor goleador del torneo.
          Al año siguiente, en septiembre, la selección de baloncesto se presentaba en Polonia con la intención de quitarse la espina del Eurobasket de casa, cuando no pudo con Rusia en la final. En los partidos de preparación, España había bailado a sus rivales, y se plantaba en Polonia como favorita. Y, sin embargo, perdió el partido del debut contra una renovada selección de Serbia. El equipo parecía cansado, falto de confianza. Se presentía la catástrofe. España salvó la primera fase sin brillo, con victorias ante Gran Bretaña y Eslovenia. En la segunda fase se empezó otra vez con derrota, contra Turquía, pero se alcanzaron los cuartos por los pelos, con la última plaza que daba acceso a la siguiente fase, con las victorias ante Polonia y Lituania. Francia, campeona del otro grupo y única invicta hasta entonces del campeonato, se llevó el gran regalo del torneo: después de ganar sus cinco partidos, se llevó un 66-86 de los españoles. Después victoria de España ante Grecia en semifinales (82-64) y por fin, ante Serbia (85-63), la que había sembrado las dudas en el debut.
          Y ya se sabe lo que viene ahora: la selección de fútbol se presentaba este verano en Sudáfrica como vigente campeona de Europa y con el expediente impoluto tanto en la clasificación como en la preparación, en particular después de golear por 6-0 a Polonia en el amistoso de Murcia previo al torneo. Esta semana la candidatísima selección de fútbol empezó el Mundial con derrota ante Suiza 1-0. Y buena parte de la prensa se bajó del carro. Y se presentía la catástrofe.
          Me extraña, pero esta semana nadie se ha acordado del baloncesto.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en España, Mundiales y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s